Home l Site map l Contacto
 
 

Monóxido de Carbono

Para su seguridad, la de su familia y ambiente de trabajo, tenga en cuenta: El gas natural no es tóxico, los accidentes que suelen ocurrir en invierno son producidos en su mayor porcentaje por monóxido de carbono. El monóxido de carbono es una sustancia nociva, producto de la mala combustión en los artefactos que funcionan a kerosene, carbón, gas o leña. La mala combustión se produce por la incorrecta instalación de los artefactos, su falta de mantenimiento o insuficiente ventilación.

Medidas de Prevención
Ver fotos y consejos en web actual, a mejorar, pero sí ilustrar con fotos…

Instalación: Contratemos sólo a Instaladores Matriculados para la conexión de gas y de gasodomésticos.

Artefactos: Instalemos siempre artefactos normalizados y homologados, es decir que cuenten con su oblea de certificación.
Calefones/Calefactores: En baños, dormitorios y ambientes cerrados debemos instalar sólo artefactos de tiro balanceado.
Control: La llama de gas debe ser de color azul. Solicitemos su correcta regulación a un Instalador Matriculado si ésta fuera amarilla.
Evacuación de Gases: Aseguremos que los conductos y chimeneas para la evacuación de gases estén bien conectados y libres de obstrucciones.
Manchas Negras: Las manchas negras en paredes y cielorrasos cercanas al artefacto, pueden indicar mal funcionamiento.
Ventilación: Aseguremos la permanente entrada de aire del exterior, evitando la obstrucción de conductos y rejillas de ventilación.
Mantenimiento: Confiemos a un Instalador Matriculado la revisión periódica de las instalaciones.

Ver en pdf:
Intoxicaciones con monóxido de carbono (CO), conferencia de la Dra. Barlotti.
Prevención de Intoxicaciones por Inhalación de Monóxido de Carbono (CO)
Jornadas de Prevención de Accidentes por Inhalación de Monóxido de Carbono (CO 3.pdf)

CONCURSO NACIONAL DE CORTOS: Enlace al concurso y videos – links a youtube -

Prevención de Accidentes

Diez consejos útiles para utilizar con seguridad el Gas Natural.

Sólo los gasistas matriculados pueden hacer o modificar una instalación de gas.
Si detecta una anomalía en sus aparatos o en su instalación, deberá avisar al servicio técnico del fabricante o a un gasista matriculado para que lo corrija.
Use sólo artefactos con la oblea de aprobación oficial, autorizados por ENARGAS.
Periódicamente haga que un gasista matriculado revise su instalación y sus aparatos de gas.
No obstruya las rejillas de ventilación.
Si realiza un cerramiento en balcones o terrazas, no olvide abrir las rejillas de ventilación.
El tubo de salida de productos de la combustión es fundamental para el buen funcionamiento de los aparatos que lo necesiten.
Haga que se lo instale personal especializado, siguiendo la normativa vigente.
Vigile periódicamente el estado de la instalación, sobre todo los conductos y chimenea. En ausencias prolongadas, cierre la llave de paso del gas de su vivienda.
El buen estado de la llama (estable y azul) asegura que se está produciendo una buena combustión. Evite que se apague la llama de las hornallas mientras cocina. Si el humo de la llama tiñe las cacerolas, avise al servicio técnico del fabricante del aparato.

¿Que hacer si huele a gas?

No accione interruptores ni aparatos eléctricos.
No encienda fósforos ni velas y, por supuesto, no fume.
Abra puertas y ventanas para que la habitación se ventile.
Cierre las llaves de paso de los aparatos y la llave general de paso.
Llame al Centro de Atención de Urgencias de su Distribuidora de Gas
No vuelva a abrir la llave de paso hasta haber reparado la instalación o el aparato averiado.

Seguridad en las Instalaciones
Texto pendiente